La poleá: un postre con historia y sabor

La poleá un postre

Jerez de la Frontera nos regala también un postre humilde y delicioso: la poleá; un legado de tiempos difíciles convertido en un manjar.

La poleá: un postre con historia y sabor

Jerez de la Frontera, cuna del flamenco y del fino, nos regala también un postre humilde y delicioso: la poleá. Un legado de tiempos difíciles que se ha convertido en un manjar para paladares golosos.

Ingredientes:

  • 100 gramos de harina: la base de nuestra cremosa aventura.
  • 3 cucharadas de azúcar: para un dulzor que te hará cantar.
  • 3 vasos de leche: la suavidad que envuelve a la poleá.
  • 1 cucharada de matalahúva: un toque especial para los más atrevidos.
  • 6 cucharadas de aceite de oliva: el oro líquido que da vida al postre.
  • 1 rebanada de pan: un crujiente compañero de viaje.
  • Canela molida: la guinda del pastel, o mejor dicho, de la poleá.

Preparación:

  1. Calienta el aceite en una sartén con la matalahúva. Déjala dorar y reserva el aceite colado, guardando la matalahúva como un tesoro.
  2. Fríe dados de pan hasta que queden dorados y crujientes. ¡Que no se te quemen!
  3. En una cacerola, calienta la leche y, poco a poco, agrega la harina mientras remueves con maestría. La mezcla irá espesando, como un hechizo mágico.
  4. Incorpora el aceite colado, las 3 cucharadas de azúcar y la matalahúva, fusionando sabores con sabiduría.
  5. Añade el pan frito a la mezcla y revuelve con cariño.
  6. Vierte la poleá en un molde y espolvorea con canela molida, como si nevara sobre un paisaje otoñal.
  7. Deja enfriar la poleá y prepárate para una explosión de sabor.

¡Disfruta de este postre tradicional con un toque de historia! Un viaje culinario que te transportará a la Jerez más auténtica.

Más información en El Recetario.

Consejos:

  • Puedes variar la cantidad de azúcar a tu gusto.
  • Si quieres una poleá más espesa, añade más harina.
  • Puedes decorar la poleá con frutas frescas, como fresas o uvas.
  • La poleá también se puede servir caliente.

¡Buen provecho!

#poleá #jerezdefrontera #postre #tradición #historia #receta #delicioso #sencillo #económico