Los nuevos vehículos de la Unidad de Policía Adscrita y Protección Civil: Una apuesta por la sostenibilidad y eficiencia

vehículos Policía Adscrita

Se han presentado los nuevos vehículos para la Unidad de Policía Nacional Adscrita a la Junta de Andalucía (UPA) y Protección Civil. La adquisición de estos nuevos vehículos híbridos es una apuesta por la sostenibilidad, la eficiencia energética y la modernización de la Administración. Con estos nuevos recursos, los agentes podrán desempeñar sus funciones de manera más efectiva y eficiente, garantizando así la seguridad y bienestar de los ciudadanos andaluces.

Los nuevos vehículos de la Policía Adscrita y Protección Civil

El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, y el consejero de la Presidencia, Antonio Sanz, han presentado este miércoles en el Palacio de San Telmo los nuevos vehículos adquiridos para la Unidad de Policía Nacional Adscrita a la Junta de Andalucía (UPA) y Protección Civil. La Consejería de la Presidencia, Interior, Diálogo Social y Simplificación Administrativa ha invertido en la adquisición de 39 nuevos vehículos híbridos, de los cuales 28 han sido cofinanciados con fondos europeos y 11 han sido adquiridos mediante el sistema de renting.

La inversión total para estos vehículos asciende a 1.752.587 euros, de los cuales 1.070.200 euros provienen de fondos europeos y 682.387 euros han sido destinados al renting. Estos nuevos vehículos incluyen 23 coches tipo 4×4, de los cuales 21 son autorecargables y 2 son enchufables. Además, se han adquirido 5 turismos híbridos autorecargables, 15 de los cuales serán utilizados por la Unidad de Policía Nacional Adscrita y los 13 restantes por Protección Civil.

Apuesta por la sostenibilidad y eficiencia energética

La adquisición de estos vehículos híbridos es una apuesta por la sostenibilidad y eficiencia energética. Con la reducción de emisiones de CO2, se busca modernizar el parque automovilístico de la Administración y contribuir a la protección del medio ambiente. Además, esta decisión también supone un ahorro de costes en hidrocarburos y en las tasas e impuestos locales.

La UPA contará ahora con un total de 26 automóviles en su parque locomotor, de los cuales 18 están rotulados y 8 son camuflados. Estos vehículos se distribuirán de la siguiente manera: 4 se utilizarán en la Jefatura de la Unidad, 2 en Granada, Málaga y Sevilla, y 1 en cada una de las provincias de Almería, Cádiz, Córdoba, Jaén y Huelva.

Por su parte, la Dirección General de Emergencias y Protección Civil dispondrá de 13 vehículos, uno para cada provincia de Andalucía, 3 para el Grupo de Emergencias de Andalucía (GREA) y 2 para el servicio autonómico de Protección Civil y Emergencias 112 Andalucía.

La adquisición de estos nuevos vehículos no solo mejora la respuesta a situaciones de emergencia, sino que también proporciona mejores recursos a los agentes para la prevención e investigación de incendios forestales, la protección y defensa integral del medio ambiente, y la protección de la fauna y flora andaluza.