Tres detenidos por REALIZAR TRATAMIENTOS ESTÉTICOS SIN ESTAR CUALIFICADOS

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Marbella a tres personas como presuntas responsables de los delitos de lesiones, intrusismo profesional, salud pública, estafa, apropiación indebida y falsedad documental. Las investigadas, que trabajaban en una clínica de la localidad, habrían estado practicando tratamientos estéticos de forma irresponsable, careciendo de cualificación específica y usando medios irregulares, al menos a una decena de personas a las que habrían causado secuelas físicas y estéticas por una mala praxis profesional.

La investigación se inició en el mes de septiembre pasado a instancias de un juzgado de Marbella, en virtud de una denuncia en la que la víctima refería haber quedado con secuelas físicas tras realizarse un tratamiento estético en una clínica de Marbella.

Por parte del grupo operativo de delitos contra las personas de Marbella se inician las pesquisas. Durante las mismas, los agentes localizaron a más víctimas que, igualmente, refirieron que tras un tratamiento estético en la citada clínica habían quedado con secuelas. Hasta el momento habría un total de diez personas afectadas con diferentes secuelas, algunas de ellas graves.

Con la información recabada, y las gestiones practicadas con organismos oficiales sanitarios, se pudo comprobar que la clínica no contaba con personal cualificado ni autorizado para la práctica de estos tratamientos estéticos. Además, los aparatos utilizados tampoco eran los adecuados ni el personal que los utilizaba contaba con licencia ni formación para su utilización.

Las indagaciones practicadas han permitido identificar y detener, el pasado día uno de febrero, a tres responsables de la clínica como presuntas responsables de de los delitos de lesiones, intrusismo profesional, salud pública, estafa, apropiación indebida y falsedad documental. El informe elaborado por los agentes junto con personal sanitario ha revelado que hay numerosas deficiencias e irregularidades en cuanto a las licencias del personal y los aparatos utilizados, por ello se ha solicitado la suspensión de actividad de la misma.

De los hechos conoce el Juzgado de Instrucción Número Uno de Marbella.